Las vitaminas

 

 

La nutrición es un conjunto de procesos, involuntarios, que comienzan por la digestión, absorción y el transporte de los nutrientes, vitaminas etc… hasta los tejidos, para su aprovechamiento.

Los nutrientes son las sustancias químicas, contenidas en los alimentos, que necesita el organismo para realizar sus funciones vitales.

Las vitaminas son micronutrientes, un grupo de sustancias de naturaleza orgánica, que están presentes en pequeñas cantidades en los alimentos y son imprescindibles en los procesos metabólicos que tienen lugar en la nutrición, sin ellas el organismo no tiene la capacidad de aprovechar los elementos constructivos y energéticos suministrados por los alimentos o nutrientes.

Sus necesidades orgánicas son pequeñas, pero al no poder sintetizarlas, debemos ingerirlas obligatoriamente con la alimentación. Una excepción es la vitamina D, que se puede formar en la piel con la exposición al sol, y las vitaminas K, B1, B12 y ácido fólico, que se forman en pequeñas cantidades en la flora intestinal.

No aportan energía, no se utilizan como combustible y  no producen calorías.

 

Hay varias formas de clasificarlas, desde el punto de vista químico, energético, esenciales y no esenciales.

      • Que a su vez, se subdividen en:
        • Macronutrientes: glúcidos, proteínas y lípidos. También denominados principios inmediatos.
        • Micronutrientes: minerales y vitaminas
  • Desde el punto de vista energético sería:
    • Nutrientes Energéticos: que son los que el organismo puede transformar en energía, aunque además también puedan tener otras funciones: los hidratos de carbonoy las grasas, que siempre serán utilizados en primer lugar para la obtención de energía, y  en menor grado, las proteínas.
    • No energéticos: Minerales y vitaminas, que nunca se pueden transformar en energía, aunque la presencia de alguno de ellos (vitamina B1, magnesio, etc.) es necesaria para la transformación en energía de los nutrientes energéticos.

 

  •  La clasificación de nutrientes esenciales o no esenciales, sería dependiendo si el organismo es capaz de sintetizarlos a partir de otras sustancias o necesita de su ingestión diaria. Se puede decir que todos los minerales y todas las vitaminas (a excepción de la D3, K y niacina) son nutrientes esenciales, por lo tanto, tenemos que ingerirlos mediante la alimentación, o, en su caso, con la suplementación, de forma diaria.

 

2 tipos de vitaminas: Hidrosolubles y liposolubles.

 

Las vitaminas Hidrosolubles: Se llaman así porque se disuelven en agua, por lo que hay que tener cuidado porque algunos alimentos al lavarlos pierden parte de sus vitaminas hidrosolubles, o también al cocerlos. Las vitaminas pasan al agua de la cocción, perdiendo de esta manera una parte importante de las vitaminas que contienen. Para recuperar parte de esas vitaminas, ya que algunas al ser termolábiles se destruyen con el calor, podemos utilizar el agua de cocción de las verduras para preparar un caldo, sopa, puré.

Al ser hidrosolubles su almacenamiento es mínimo, por lo que la alimentación debe aportar y cubrir diariamente las necesidades vitamínicas, solo se puede prescindir de ellas durante pocos días.

    • En el grupo de las vitaminas hidrosolubles tenemos: Vitamina B1 o TiaminaVitamina B2 o RiboflavinaVitamina B3, Niacina o Nicotinamida
      • Vitamina B6 o Piridoxina
      • Vitamina B12 o Cobalamina
      • Ácido Fólico o Folacina
      • Biotina
      • Ácido Pantoténico o vitamina B5
      • Vitamina C o Ácido Ascórbico.

 

Las Vitaminas Liposolubles: Se denominan así porque son las que se disuelven en disolventes orgánicos, aceites y grasas. Las vitaminas liposolubles se almacenan en el hígado y en el tejido adiposo, por lo que es posible, si se ha efectuado un aprovisionamiento suficiente, subsistir por un periodo de tiempo más prolongado que las hidrosolubles, sin su aporte.

Por este motivo también hay que ser cuidadosos puesto que como se absorben y no se eliminan rápidamente, si se realiza una ingesta desmesurada, de más de diez veces las cantidades recomendadas diarias, puede originar trastornos por intoxicación.

 

Es muy importante en el caso de deportistas o de quienes practican una actividad física intensa un aporte extra vitamínico por el mayor gasto de vitaminas.

Y mucho cuidado con el consumo de tabaco, alcohol o drogas en general y el abuso de café o té pues al igual que con el esfuerzo físico, se provoca un mayor gasto de algunas vitaminas, con lo que también es necesario un mayor aporte de las mismas.

Quizás te interese

Salud y Bienestar

Multivitamínico y minerales

7,91 IVA incluido